jueves, 29 de diciembre de 2016

Santo Domingo de la Calzada, donde cantó el gallo

En nuestro recorrido por el Camino de Santiago recalamos hoy en la bonita población de Santo Domingo de la Calzada. Famosa por su catedral y por la leyenda "del canto del gallo". Era un pequeño burgo ya citado en el siglo XI. Concentraba su población alrededor de la Iglesia y el Hospital que había puesto en marcha Domingo el eremita, por el cual debe su nombre. Esta situada a orilla del río Oja, de donde deriva el nombre de Rioja.

Entramos en Santo Domingo de la Calzada por la Calle Mayor. La población estuvo rodeada de fortificada murallas con casi 40 torres y 8 puertas de acceso. Desde la más oriental e importante de todas arranca esta calle, monumental y larga por la que discurre el Camino de Santiago hasta llegar a la Catedral. En esta Calle antes de llegar a la Catedral nos topamos con la Casa del Santo, un emblemático albergue del Camino. Sede de una cofradía que desde hace siglos viene atendiendo a los peregrinos que se dirigen hacia Santiago.  Ahora llegamos a la Catedral, pero la misma será objeto independiente de otra entrada en esta bitacora por su importancia,

Al lado de la Catedral se encuentra el hospital del Santo, antiguo hospital de peregrinos fundado por el propio Santo Domingo de la Calzada, se conserva la porticada fachada y un artístico interior cubierto con bóvedas de piedra y artesonado. Hoy es un parador de Turismo. Detrás de la Catedral se
encuentra la Plaza Mayor que se corresponde con la antigua Plaza del Mercado. Esta formada por distintos edificios de piedra, entre los que destacan la albóndiga de trigo, la cárcel y el ayuntamiento. Este se encuentra adosado a las murallas.

Actualmente Santo Domingo en lugar cabecera de comarca y de servicios que cuenta con 6000 habitantes. Pero la historia del gallo la contaremos en otra entrada.